Raro en un niño y en la persona joven, las enfermedades periodontales a partir de los cuarenta, se convierten en la primera causa de pérdida de los dientes.

La gingivitis o la periodontitis están asociadas la edad pues es un proceso de envejecimiento que traduce el agotamiento. La persona que ha luchado y combatido mucho, a veces en detrimento de sus convicciones o verdaderos valores, aspira al descanso. Perder los dientes es la manera de rendir las armas: "se acabó, renuncio, abandono". Y efectivamente, los dientes "se caen".